• Ro.

¿Tus niños pelean mucho? La culpa podría ser de los interiores

Me toco una vez ir a checar una casa para un trabajo de interiores, recuerdo que desde el momento que entre se sentía muy caótico todo. Había una cantidad impresionante de juguetes por todos lados, cobijas de miles de colores, la television a todo volumen con caricaturas, las paredes cafés, naranja y rojo, la cocina, roja y obviamente como en toda casa donde viven pequeños de edades muy similares estaba sucia. Platicando con la familia me comentaban que batallaban mucho con las niñas, peleaban mucho y no podían hacer que se mantuviera limpia la casa.


desde el momento que entre se sentía muy caótico todo.

Se tomo medida de todo, fotografías, etc. El problema mayor era la cantidad de cosas que tenían y que lac asa estaba muy oscura. Se cambio todo.

¿Saben cual era el problema con las niñas? El color.

Muchos no creen en esto, pero existe la psicología del color, es diferente a la teoría del color - el azul es de niños y el rosa es de niñas, etc- la psicología del color se rige por los efectos de la radiacion electromangenita de la luz en el comportamiento y sentimientos de los humanos. El color es luz por lo que nosotros nos comportamos diferente dependiendo en el espacio, luz y color en el que estemos rodeados.



El color que era más usado en la casa era el rojo; en paredes, muebles y la cocina. Este es un color sumamente fuerte, tiene una longitud de onda larga por lo que es muy fácil de ver pero activa dentro de nosotros un sentimiento de pelea, agresión y energía, justo lo que estas niñas sentían, combinando esto con el naranja que viene del naranja y es igual de fuerte hacían que la energía de estas dos pequeñas fuera impresionante.



Muchos no se dan cuenta de esto y culpan a los nervios, la falta de sueño o simplemente cualquier cosa menos el color, la verdad yo tampoco lo creía pero poco a poco conforme iba estudiando y practicando comencé a ver ciertas actitudes que sucedían con más frecuencia en lugares con colores relacionados.


¿No les ha pasado que en veces cuando entran a un lugar sienten cierta calma? Esto es por lo que captan nuestros sentidos, si, todos ellos. Nuestra vista, olfato, oido, tacto y gusto...este ultimo puede que ni al caso pero si hay un olor en el ambiente a veces se puede saborear.


Aquí algunos de los sentimientos que causan los colores más usados, los sentimientos que causan varian según la tonalidad que tenga el color.


Rojo: Es un color energizante, fácil de ver y causa alteración. En caso de poner este color en tus interiores cuida que sea un tono desaturado y únicamente en lugares estratégicos o en el caso de que quieras ese rojo vivo y brillante puedes usarlo en la decoración.


Rosa: Energizante y vivo, no es tan estimulante como el rojo. Hay varios tonos de rosa y definitivamente estos influyen bastante. Un tono rosa fuerte estilo guinda nos causara una alteración ya que es un color brillante este debe ser usado con moderación, ahora los tonos pasteles estos nos ayudarán a calmarnos, es un color alegre y pasivo este puede ser usado en paredes y objetos grandes.


Naranja: Color vivo y divertido, nos ayuda a mantenernos despiertos pero solo debe ser usado en detalles ya que puede cansar la vista. Es un color que no recomiendo para interiores ya que puede cansar la vista y causarnos cierto estrés si deseas usarlo es mejor pequeños detalles en decoración, flores o cojines.


Amarillo: El amarillo es luz, nos recuerda a la luz del sol por lo que en tonalidades doradas nos dan una sensación de calor y felicidad, por otra parte el amarillo verdoso o blanquecino nos da una sensación de frío, enfermedad y tristeza por lo que no lo recomiendo para interiores a menos de que sea usado en detalles pequeños dentro de la decoración.


Verde: El color de las plantas, este es un color que nos hace sentir como en la naturaleza y esto nos ayuda a desestresarnos, es un color frío y por lo mismo nos ayuda a relajarnos, hay varios tonos de este color que pueden variar de un verde esmeralda a un verde amarillo solo ten cuidado en no caer en un tono demasiado amarillo por que puede darnos la misma sensación de enfermedad. Una manera fácil de usar este color es metiéndolo en las plantas.


Azul: El favorito del 90% de la población del mundo, este nos ayuda a concentrarnos y con algunas tonalidades a dormir mejor. Este es un color que usado en exceso nos podría causar hasta frío por lo que si vives en un lugar donde tiende a estar helado es mejor no usarlo.


Morado: Este no se encuentra fácilmente en la naturaleza y se hace con el azul y el rojo, ósea un color frío y otro cálido. Es un tono refrescante y nos ayudará a sentirnos despiertos. Usado en tonos pasteles al igual que el rosa nos puede ayudar a relajarnos aunque este es recomendable usarlo en moderación.




El negro y el blanco en el caso de la psicología del color se explican únicamente como luz y ausencia de esta, el negro nos puede causar sentimientos fuertes y el blanco ayudará a que se vea más limpio, por eso es el color más usado en baños.


¿No les ha pasado que en veces cuando entran a un lugar sienten cierta calma?

Si tienes un caso parecido al que mencione al inicio intenta quitar los colores fuertes y dejarlos en decoración, es cosas pequeñas, mete blancos, grises, verdes, etc. en un tono desaturado para que el color sea aun menos fuerte esto definitivamente ayudará además siempre es bueno deshacernos de lo que ya no usamos, cuando tenemos todo sucio nos causa estrés y ansiedad pero hablaremos de eso en otro post.



Nota del día: Alejate de los colores marrones mezclados con rojos y naranjas. harán que tu hogar u oficina se vean viejos y nos causarán cansancio.

Entradas Recientes

Ver todo